PUBLICIDAD
LO ÚLTIMO

Frases tóxicas que no debes decirle a tu pareja

En una relación de pareja las actos más pequeños...

Las señales de que tu relación ya no tiene sentido

Las señales de que tu relación ya no tiene sentido

Veremos cuáles son las principales causas de que una relación deje de funcionar.

Veremos cuáles son las principales causas de que una relación deje de funcionar.

Las relaciones de pareja son complejas, ambos saben cómo empezar pero no tienen ni idea de cómo acabará. Por ello es que en muchas ocasiones la relación ya no tiene sentido, y a veces es mejor dejarlo por lo sano.

Muchas parejas con el pasar del tiempo se preguntan si si relación tiene aún sentido. Ya no existe la misma química, ya no hay esa conexión que hubo al principio y eso conlleva a que el amor llegue a su fin.

Esto no quiere decir que todas la relaciones de pareja deban terminar tarde o temprano, algunas pueden perdurar toda la vida. Sin embargo, hay señales las cuales nos dicen cuando esa relación ya no tiene sentido, veamos cuáles son a continuación.

¿Cómo saber cuando la relación ya no tiene sentido?

Hay ciertas actitudes o comportamientos que rompen la estabilidad de una buena relación. A continuación veremos cuáles esas señales que explican el deterioro de una relación.

1. Solamente tú te esfuerces

¿Haces todo el esfuerzo para que la relación no pierda el sentido? Este es el primer «date cuenta» que tendrás que poner atención. Una relación se basa en dos, ambos deben tomar la iniciativa en afrontar todos los problemas.

Cuando solamente tú te esfuerzas, no tiene sentido continuar con la relación, porque no debes pedir nada. A tu pareja le debe nacer tomar la iniciativa y no estar rogando por atención.

2. No cumple sus promesas

Te ofrece y te promete cambios pero nunca los cumple. Resulta que ambos hablaron sobre cómo resolver los conflictos, tú cumpliste tu parte pero tu pareja no hace el mínimo esfuerzo para cambiar.

La relación deja de cobrar sentido cuando una de las partes no cumple lo que promete o en su caso, no hace el esfuerzo de cambiar. Cuando esto pasa, es momento de abandonar esa relación y darte tiempo para ti mismo.

3. A veces no quieres verle

Resulta muy complicado seguir en una relación cuando hay ocasiones en las que no quieres verle. De repente su preferencia te genera angustia o estrés y esto, es una señal de que la relación ya no tiene sentido.

El amor no es perfecto y es verdad que ambos necesitan tiempo a solas, pero esto no quiere decir que no tengas ganas de verle. Cuando estás realmente enamorada, tan solo su presencia te genera paz.

4. Te gusta estar más solo/a

Los momentos a solas son perfectos para ti, buscas cualquier situación para huir de la monotonía y así tener tiempo para ti. Tal y como lo hemos dicho antes, darse tiempo personal es sano en una relación, pero no cuando es para huir de tu pareja.

Además, te notas más cansada de lo normal, esto generalmente se debe a que estás descuidando tu salud tanto física como mental tan solo por el hecho de proteger esa relación que ya no tiene sentido.

5. Has cambiado… Para mal

Todo cambio debe ser bueno si estás en una relación, si el cambio es malo hay que tomar medidas. Tu situación sentimental actual también se debe en gran medida con quién te rodea, si notas que es tu pareja, entonces habrá hablarlo.

Relación no tiene sentido - Has cambiado para mal

6. Hay más discusiones que conversaciones

Una de las principales fortalezas de una buena relación es la buena comunicación. Cuando esto falla, las discusiones empiezan a normalizarse haciendo que la relación se deteriore poco a poco.

Para mantener una buena comunicación hay que practicar la escucha activa, la sinceridad, la humildad, el trabajo en equipo y el interés mutuo. Además, las muestras de afecto podrían ayudar siempre y cuando sean sinceras y genuinas.

7. Intentáis solucionarlo pero sin éxito

Cuando las charlas y las conversaciones ya no tienen sirven de nada, significa que la relación ya no tiene sentido. Es importante no forzar nada en este punto para evitar problemas mayores. Por ello, lo más recomendable es dejarlo por lo más sano y que cada uno siga por su camino.

El verdadero «date cuenta» es cuando se llega a este punto, cuando ya ni hablar calmadamente soluciona los problemas. Es momento de invertir tu tiempo en enfocarte en ti misma y dejarlo ir.

ARTÍCULO RELACIONADO
TRENDING