Señales de que estás con quien no te quiere:

Las distancias son más frecuentes

Ya no hay esa química que antes había entre los dos, esas prácticas hasta perder la noción del tiempo ya no están. Cuando no hablan de lo que les pasó en el día, cómo se la pasaron, cuando no hablan esto es una señal muy negativa.

Hay más problemas que soluciones

Los momentos de paz, armonía y amor desaparecieron. Los problemas continúan uno tras otro sin haber ninguna solución para cada uno. Problema tras problema la relación llega a un límite, provocando que el amor se acabe y con esto la relación

Las promesas se acaban

Al principio de la relación siempre se habla de las metas y los propósitos que los dos han prometido cumplir. Esto se acaba, después de los problemas esto llega sin duda a acabar, ya no hay más metas ni propósitos que cumplir.

No hay confianza

Sabemos que para que una relación dure y sea sana, debe haber una total y completa confianza entre los dos, esa confianza que no logras tener con nadie y te sientes cómodo/a solo con esa persona. Pues cuando no hay esto, la relación puede ir en decadencia, haciendo que nadie confíe el uno al otro logrando terminar la relación.

La admiración se acaba

Lo que un día admirabas de tu pareja, ahora te resulta incómodo o frustrante. La admiración hacia nuestra pareja es muy importante ya que la valoraremos por encima de todo.

Prioridades

Es algo que suele pasar pero para muchas personas es un poco complicado de entender. Debes analizar en qué lugar te encuentras en las prioridades de tu pareja. Cuando antepone a la pareja primero a los amigos, su familia, pasatiempos, trabajo, y sólo si tiene tiempo te dedica algo a ti, no eres parte de seas prioridades.

Hay algunas señales que nos ayudan para darnos cuenta que para la persona que amamos nosotros no somos indispensables, que no nos trata con la prioridad que nosotros tenemos.